Velarán esta noche restos del periodista Antonio de la Cruz; alistan protestas

0
160

Recibió cuatro impactos de bala calibre 40 mientras que su hija fue alcanzada por uno de estos. La bala se alojó en el cráneo.

Será la noche de este jueves cuando los restos del periodista Antonio de la Cruz arriben a una funeraria y sean velados por sus familiares y amigos.

En tanto su hija, Cinthia “D” de 23 años, sigue reportada como en estado delicado de salud.

El acceso a familiares y amigos será a las 22:00 horas y habrá restricciones recomendadas por la Secretaría de Salud por la pandemia del covid-19.

Se tiene contemplado que para las 7 de la mañana del viernes se vuelva abrir y un poco más tarde se decida una posible misa de cuerpo presente para luego ser llevado a su última morada.

Los servicios se encuentran ubicados en el 1 y 2 José López Portillo en la colonia Guadalupe Mainero Juárez, al sur de Ciudad Victoria.

Sobre la salud de Cinthia “D” su hija, es reportada cómo delicada sin que se registre algún otro cambio desde su ingreso.

Antonio y su hija fueron baleados la mañana del miércoles en las afueras de su domicilio ubicado en el fraccionamiento Puertas de Tamatán.

El reportero recibió cuatro impactos de bala calibre 40 mientras que su hija fue alcanzada por uno de estos. La bala se alojó en el cráneo.

De manera discreta la Guardia Nacional con apoyo de la Policía Estatal mantiene bajo vigilancia las salidas de la ciudad.

Para las 18:00 horas de este mismo jueves el gremio periodístico de la ciudad acordó realizar una marcha que iniciará desde el corazón de la zona centro hasta el palacio de gobierno para entregar una carta a la Secretaría General de Gobierno exigiendo justicia y celeridad en el esclarecimiento de los hechos.

El ambiente entre los reporteros ha sido tenso y de preocupación.

Miguel Domínguez, director editorial de El Expreso, opinó que la muerte del reportero fue por cuestiones periodísticas.

Antonio cubría temas del campo y comunitarias, pero a la vez era muy activo en Twitter en donde señalaba temas de corrupción.

Por la noche, el personal hizo su jornada de trabajo en silencio y bajo mucha cautela.

El rotativo ya ha sufrido otros ataques, en el 2012 en uno de los peores momentos de la violencia entre carteles se registró la explosión de un coche bomba y para el 2018 dejaron una hielera con una cabeza humana en la que amenazaban a los medios locales de callar las ejecuciones que ocurrían en la ciudad.